“La gente no está reportando crímenes”, dice jefe de policía de Doraville

Por: Rafael Navarro- ENG.

John King, jefe de policía de la ciudad de Doraville, una comunidad enclavada en una de las zonas de mayor presencia de comunidad inmigrante, especialmente latinos, dijo a El Nuevo Georgia que a raíz de las medidas que se habían tomado a nivel estatal para reprimir a los inmigrantes “ilegales”, él tenía la sospecha de que las personas ya no estaban reportando los crímenes de que son víctimas como antes.

“Lo que yo creo es que la gente no está reportando los crímenes y es muy difícil de determinar que tantos crímenes están ocurriendo que no están siendo reportados. Sospecho yo que hay muchos crimines en este momento que no son reportados”, dijo el alto oficial, cuando fue interrogado sobre el tema.

Tomando como referencia la discusión, aprobación y firma de la ley anti-inmigrante HB-87, King dijo que la cooperación de la comunidad inmigrante con relación a la policía no era lo mismo que antes.

“Ha cambiado mucho el nivel de cooperación de la gente, porque la gente está asustada, le tengo que echar a ustedes la culpa un poquito también a los miembros de la prensa porque también han desarrollado esta historia y también nos han perjudicado a todos”, dijo King y agregó:

“El problema es que nosotros los policías tenemos que batallar en contra de esa idea de que no estamos aquí para proteger a la comunidad. Por eso tratamos de hablar con las personas de que nos ayuden a resolver los problemas”, expresó.

Hizo un llamado para que entre todos tomen una actitud proactiva frente a esta situación de desconfianza hacia la policía.

“Si no tomamos esa actitud los criminales van a ganar y los criminales a quienes están afectando, pues a la comunidad latina, sin la ayuda de la comunidad latina no vamos a poder resolver esto”, enfatizó.

Sin dar cifras sobre los niveles de criminalidad que pudieran estar ocultándose por miedo a tener un encuentro con los oficiales de cualquier ciudad o condado, pero especialmente en su localidad, King, dijo que al menos en Doraville los delitos contra los latinos no cesaban.

“Los que están cometiendo los crímenes en contra de la comunidad latina, sin la ayuda de la comunidad latina no vanos a poder arrestarlos…por eso estamos hablando, con cualquier persona que nos oiga, vamos a hablar sobre eso”.

¿Cómo contrarrestar las leyes anti inmigrantes?

Refiriéndose a la ley HB-87 y a las otras leyes anti inmigrantes, con relación al fallo de la Corte Suprema dijo que no podemos estarnos sentados.

“Lo que tenemos que hacer es continuar el diálogo, tenemos que convencer a los dueños de negocios, a las personas que atienden las iglesias para platicar mas sobre el tema…si estamos esperando que alguien haga algo por nosotros lo peor va a pasar, tenemos que ir a hacer esta plática con todas las personas y con todas las comunidades de este estado”, dijo.

“Cuando los que están en la legislatura oigan más voces que las voces en español, van a empezar a hacer caso”, señaló.

Advirtió que muchos jefes de policía no están de acuerdo con la HB-87, pero que no muchos van a salir a hablar en contra de ella porque el deber de ellos es aplicar las leyes.

“No vas a ver a muchos jefes de policía hablando sobre este tema. Cuántos jefes de policía estuvieron de acuerdo con la ley HB-87, no fueron tantos, lo que resulta es que el diálogo está tan polarizado que a nosotros no nos gusta meternos en este rollo”

“Dudo que todos los jefes de policía estén a favor de esta ley, lo que pasa es que todos tenemos el deber de proteger a nuestra comunidad, no vas a encontrar a un jefe de policía que va a decir, oh, nada más voy a proteger un lado de los carriles del tren, tenemos el deber de proteger a toda la comunidad… no podemos escoger que leyes vamos a aplicar y que leyes no, tenemos el deber de trabajar sobre todas ellas”, concluyó.


John King, jefe de policía de la ciudad de Doraville.


Acepta tarjetas de débito y crédito desde tu celular con Phone Swipe
About ENG